Sadaise Arencibia

Sadaise Arencibia (Foto Nancy Reyes)

Sadaise Arencibia

Primera Bailarina

Inició sus estudios en 1991, en la Escuela Provincial de Ballet «Alejo Carpentier» de La Habana y los continuó en la Escuela Nacional de Ballet, con destacados profesores, entre ellos, Ramona de Saá, Adria Velázquez y Mirtha Hermida. En su etapa escolar realizó presentaciones en México y Colombia como parte de un intercambio cultural entre los dos países y en 1998 fue finalista del Concurso Internacional de Ballet de Jackson, Estados Unidos. Entre 1996 y 1999 obtuvo Medalla de Oro en cada una de las celebraciones del Encuentro-Concurso Internacional de Academias para la enseñanza del ballet, y en 1997 en el Concurso Internacional de Ballet «Alicia Alonso», todos celebrados en La Habana.

En 1999 ingresó en el elenco del Ballet Nacional de Cuba, bajo la dirección técnico-artística de Alicia Alonso, compañía con la que ha actuado en países de América, Europa, Asia así como en Egipto y Australia. Ha sido artista invitada del Ballet de la Opera de Roma (2006 y 2007), del Ballet del Teatro “Teresa Carreño”, de Caracas, Venezuela (2008),  En el año 2002 recibió el Premio «Villanueva» de la Crítica, otorgado por la Asociación de Artistas Escénicos de la Unión de Escritores y Artistas de Cuba (UNEAC) por su interpretación del pas de deuxAgón, de Balanchine. En el 2005 fue promovida al rango de Bailarina Principal y en el 2009  al  de Primera Bailarina del Ballet Nacional de Cuba,  el que ostenta en la actualidad.

Ha sido artista invitada de la Gala Internacional de Ballet celebrada en el Teatro Nacional de Santo Domingo, República Dominicana; y de  la Gala “Viva Alicia”, celebrada en el Teatro Bolshoi de Moscú (2011); de la Gala homenaje a Alicia Alonso, en el Teatro de la Zarzuela de  Madrid (2012) y de la Gala Homenaje a Alicia Alonso celebrada en Johannesburgo, Sudáfrica (2013).

 

Opinión de la crítica.

«Giselle fue bailada por SadaiseArencibia, cuya delicadeza etérea ilustra adecuadamente este rol romántico. Sus extensiones dinámicas y sus expresivos brazos crean un suave clima de ensoñación, esencial a esta obra.»

Eliza Ingle. Post-Courier Reviewer.Charleston, Estados Unidos, 2003

 

En La magia de la danza: «Muy interesante fue el fragmento del segundo acto de Giselle interpretado con la gracia delicada de SadaiseArencibia (brazos que flotan en la brisa nocturna; y la danza dulcemente expresada)».

Clement Crisp.Financial Times.Inglaterra, 2005

 

«Sadaise Arencibia sale a escena en el pas de bourée, y vemos que ha nacido para interpretar ese papel (Odette). De largas extremidades, ella posee la serenidad y la intensidad que son la esencia del personaje. Además de estos notables atributos, SadaiseArencibia domina la expresión gestual y mímica. Sus brazos no sólo son largos, sino deliciosamente flexibles, y ella los usa con plenitud para atraer la atención de Siegfried. Su tristeza parece ser más profunda que lo que el papel exige, expresada en el impecable trabajo de pies de su trémulo coup de pied, como si fuera una cualidad no sólo del personaje sino de la bailarina (…) La entrada de Odile y la escena de la seducción de Siegfried están entre lo mejor que he visto. Arencibia ha abandonado su tristeza y su carácter nostálgico y ha asumido la personalidad de una hechicera irresistible. (…) El público les ofreció una ovación, de pie, durante las múltiples llamadas de telón.»

Toba Singer. Dance Magazine, Estados Unidos, 2006

 

«SadaiseArencibia en Mercedes (en Don Quijote), una vez más sorprendente por su belleza física y elasticidad».

Laura Domingo Agüero. CultureActualité. Francia, 2007

 

«SadaiseArencibia marcó el placer de bailar dominando puntas y acentos.»

Julia Martín. El Mundo. Madrid, España, 2009

 

«Hubo otros momentos que llenaron de elegancia la puesta, la aparición de SadaiseArencibia, en su papel de la arrogante duquesa Bathilde.»

María L. Martín-Horga. DiarioMontañes. Santander, España, 2009

 

En Giselle: «Ella, con el lirismo a flor de piel, sus hermosas poses, brazos, manos, extensiones, cautivó al auditorio.»

Toni Piñera. Granma. La Habana, 2010

 

«SadaiseArencibia —bordó una Kitri para el recuerdo, tanto en interpretación como en técnica, en cada uno de sus tres actos—, destacando por la elegancia de los gestos, largos balances, hermosos arabesques… con los que entregó uno de los mejores Quijotes de su carrera.»

Toni Piñera. Granma. La Habana, 2011.

 

«Arencibia mostró otra calidad que caracteriza al Ballet Nacional de Cuba, la yuxtaposición de suavidad y rigidez, sobre todo en el cuerpo superior»

Paul Hodgins. The New York Times.Estados Unidos, 2011

 

En Coppélia: «SadaiseArencibia “bordó” su Swanilda con la suficiencia de los bailarines experimentados: pendiente de todos los matices, hermosa en su proyección escénica, serena y capaz ante la complejidad de la coreografía.»

YurisNórido. Trabajadores. La Habana, Cuba, 2012

 

«SadaiseArencibia en el protagónico, bailó, sin dudas, la mejor Coppélia de su historia, y consiguió ´atrapar´ al auditorio, más allá de su hermosa línea-presencia escénica. Largas extensiones, seguros giros, balances…, fue durante toda la función, un terreno fértil en estilo, ejecutando los movimientos con justa elegancia y precisión. Amén de esa espontaneidad en la pantomima que alcanzó su éxtasis en el segundo acto. Hubo muy buenos instantes, pero la escena de la muñeca fue rayana en la perfección, tanto técnica como interpretativamente.»

Toni Piñera. Granma. La Habana, Cuba 2012

En Cascanueces: «SadaiseArencibia es tentadora y exótica.»

Gary Smith. Expectator.Burlington, Canadá, 2014

En Carmen: «…sorprendió especialmente la Carmen encarnada con notorio refinamiento por la primera bailarina Sadaise Arencibia.»

Roger Salas. El País. España, 2015

 

 

El lago de los cisnes (Sadaise Arencibia) Foto Nancy Reyes